Aprende a perder peso de manera saludable

Adelgazar y comer no son dos aspectos incompatibles. No en vano, hablar de dieta saludable no es hablar de restricción sino de moderación. El aumento de peso puede deberse a cuestiones genéticas o médicas que se escapan de tu control, pero la mayoría de las veces es la consecuencia de unos malos hábitos alimentarios. Hacer dieta para perder peso de manera adecuada es reeducar tu mente y tu cuerpo para disfrutar de una vida más saludable.

La visita al nutricionista: el punto de partida

El principal problema de esas famosas ‘dietas milagro’ que te prometen perder mucho peso en poco tiempo no es sólo la falta de rigor sino el escaso interés que presentan por las particularidades de cada caso. No hay un paciente igual a otro. Sus preferencias, sus manías, sus costumbres a la hora de comer, las expectativas con respecto a su físico o la imagen que tiene de sí mismo también son aspectos que influyen de manera decisiva a la hora de empezar una dieta.

Antes de poner en marcha un cambio en tus hábitos alimentarios es necesario conocer bien el punto de partida para realizar las modificaciones pertinentes. Esta parte tan importante de tu nuevo plan nutricional no la encontrarás en ninguna dieta que consultes en Internet. Si estás decidido a cambiar de hábitos y quieres empezar bien este proyecto lo más recomendable es que contactes con un nutricionista profesional que te guíe durante todo el proceso.

¿Cuántas calorías debes perder diariamente para empezar a bajar de peso?

Ya en consulta y después de haberte hecho una ficha detallada acerca de tus hábitos, tus expectativas y el punto en el que te encuentras, llega el momento de explicar con claridad en qué consiste la dieta y de qué manera afecta a tus rutinas alimentarias.

Entender por qué tú cuerpo se comporta de una u otra manera en función de los alimentos y las cantidades que ingieres a diario te ayudará a entender por qué has subido de peso, cómo puedes perder los kilos que te sobran y, lo más importante de todo, qué puedes hacer para mantenerte en tu normopeso una vez que hayas alcanzado esos objetivos.

Aunque en cuestiones de nutrición no conviene hablar de cifras cerradas, habitualmente se toman como referencia las 500 calorías. Ajustando las calorías que ingieres y las calorías que consumes con el ejercicio diario para eliminar de tu día a día 500 calorías se traduce en una pérdida de entre 400 gramos y un kilo de peso a la semana.

Reducir de manera drástica el consumo de calorías sin modificar otros hábitos (el sedentarismo, la ingesta de calorías vacías, la descompensación entre grasas, hidratos y proteínas…) únicamente te proporcionará una pérdida de peso ficticia: en cuanto se produzca un ligero aumento en el consumo calórico se producirá también una nueva subida de peso. Es el temido efecto rebote.

¿Qué puedes hacer para despedirte de las calorías que no necesitas?

Sólo un especialista en nutrición puede diseñar un plan dietético a la medida de tus necesidades (género, edad, nivel de actividad, peso objetivo). No conviene dejarse llevar por tratamientos milagrosos, pastillas o dietas que te han facilitado tus amigos, aunque éstas hayan sido elaboradas por un profesional. Necesitas tu propio plan de alimentación ya que el reto no sólo es perder peso sino reeducarte parque continúes en la senda de la vida saludable.

¿Te has propuesto perder peso pero no sabes por dónde empezar? En mi consulta presencial o a través de Internet podemos empezar a diseñar el plan nutricional que mejor se ajuste a tus necesidades. Entender por qué tienes unos kilos de más y aprender a controlar tu apetito con opciones de alimentación más saludables no sólo te permitirá perder peso sino que hará que te sientas más enérgico y optimista. ¡Tú puedes conseguirlo!

Aprende a perder peso de manera saludable
5 (100%) 2 votos

Leave A Reply